Extracción de la leche materna

Las primeras semanas de su bebé

Extracción de la leche materna

Extracción de la leche materna. Es posible que una mujer que amamanta necesite succionar o extraer su leche si va a estar lejos del bebé durante muchas horas seguidas. La succión puede realizarse con un extractor disponible en el comercio, o bien, con sus manos. Existen múltiples razones potenciales para succionar su leche:

  • Si usted trabaja, posiblemente desee extraer su leche y luego refrigerar o congelar parte de la misma, de manera que la persona encargada de la atención de su bebé pueda alimentarlo con biberón pero con su leche.
  • Sus senos pueden estar sensibles e inflamados por la leche materna, o bien, pueden empezar a gotear leche. Por tanto, usted puede querer descargar parte de ésta.
  • Por lo general, sus senos continuarán produciendo leche mientras usted amamante. Si por alguna razón usted deja de amamantar, su leche empezará a secarse en unos pocos días. Por eso, la succión es una forma de estimular con regularidad sus senos mientras se encuentra en el trabajo, haciendo diligencias o si su bebé está enfermo y ha dejado de alimentarse temporalmente.

Cuando escoja un extractor de leche, tome en consideración lo siguiente:

  • ¿Qué tipo de extractores hay a disposición? ¿Debo comprar o alquilar un extractor de leche? Existen muchas categorías diferentes de extractores. Entre éstas se encuentran: extractores manuales, de baterías, eléctricos pequeños, eléctricos medianos y eléctricos de tipo hospitalario. Los extractores están disponibles para la venta o alquiler. Dependiendo de su presupuesto y del tipo de extractor que usted esté buscando, debe consultar con su médico o especialista en lactancia cuál es la mejor opción para usted.
  • ¿Volveré a trabajar a tiempo completo o medio tiempo? Dependiendo del número de veces que usted no pueda alimentar a su bebé, necesitará un extractor sencillo o uno doble (que extrae leche de ambos senos al mismo tiempo). En general, los extractores dobles son más eficaces para las madres que trabajan a tiempo completo, ya que cumplen con su función más rápido. (Éstos aseguran extracción total en 10-20 minutos). Normalmente, los extractores sencillos son más adecuados para las madres que sólo pierden 1 o 2 tiempos de comida al día.
  • ¿Cómo almaceno la leche materna? La leche materna difiere bastante de los otros tipos de leche. No es homogeneizada, así que hay ciertas medidas que usted debe tomar para garantizar que sea debidamente almacenada.

    • Lave sus manos antes de manipular cualquier objeto (extractor de leche materna, contenedores para la leche, senos, etc.)
    • Asegúrese siempre de que la taza para recoger la leche esté limpia y, siempre que sea posible, evite tocar el interior de las botellas o las tapas.
    • Asegúrese de almacenar la leche en un contenedor esterilizado.
    • Coloque en el contenedor una etiqueta con los datos de la fecha y hora de recolección
    • La leche puede mantenerse a temperatura ambiente de 6 a 8 horas.
    • La leche materna refrigerada puede ser almacenada por hasta cinco días, de acuerdo con el Academy of Breastfeeding Medicine.
    • La leche materna congelada puede durar más tiempo. En el congelador del refrigerador, la leche puede mantenerse por dos semanas. En un congelador con una puerta separada, puede durar de 3 a 6 meses, y en una unidad de congelador individual puede durar de 6 a 12 meses. ¡NUNCA congele la leche materna por segunda vez!
  • ¿Cómo descongelo la leche materna? Usted NUNCA debe calentar la leche materna en el microondas (éste puede alterar los nutrientes y la leche podría estar muy caliente para su bebé). Para descongelarla, coloque el contenedor en agua tibia (o deje correr agua tibia sobre él) durante aproximadamente 30 minutos o déjela en el refrigerador por la noche para permitir el descongelamiento.