Perfil Cardiovascular

El perfil cardivascular está específicamente diseñado para analizar los parámetros analíticos que intervienen en la determinación del riesgo cardiovascular de una persona

Un diagnóstico a tiempo puede salvar tu vida

Aterosclerosis

Aterosclerosis o endurecimiento de las arterias es un trastorno común que ocurre cuando se acumula grasa, colesterol y otras sustancias en las paredes de las arterias y forman estructuras duras llamadas placas.

Con el tiempo, estas placas pueden bloquear las arterias y causar síntomas y problemas en todo el cuerpo.

Síntomas de la Aterosclerosis

La aterosclerosis no causa síntomas hasta que el flujo sanguíneo a parte del cuerpo se bloquea o se vuelve lento.

Si las arterias que van al corazón se estrechan, el flujo sanguíneo allí puede disminuir o detenerse. Esto puede causar dolor torácico (angina estable), dificultad para respirar y otros síntomas.

Las arterias estrechas o bloqueadas también pueden causar problemas y síntomas en los intestinos, riñones, piernas y cerebro.

Causas del Aterosclerosis

Aterosclerosis Mire éste video sobre: Aterosclerosis

Durante el curso de años y décadas, la acumulación de placa estrecha sus arterias y las hace más rígidas. Estos cambios dificultan el flujo de sangre a través de ellas.

Los coágulos se pueden formar en estas arterias estrechas y bloquear el flujo sanguíneo. Los pedazos de placa también se pueden desprender y desplazarse hasta vasos sanguíneos más pequeños, bloqueándolos.

De cualquier manera, el bloqueo priva a los tejidos de sangre y oxígeno, lo cual puede producir daño o muerte tisular (necrosis). Ésta es una causa común de ataque cardíaco y accidente cerebrovascular. Si un coágulo se desplaza hasta una arteria en los pulmones, puede causar una embolia pulmonar.

En algunos casos, la placa es parte de un proceso que causa un debilitamiento de la pared de una arteria, lo cual puede llevar a un aneurisma. Los aneurismas pueden abrirse (romperse) y causar sangrado que puede ser mortal.

La aterosclerosis es un proceso que con frecuencia ocurre con la edad. Sin embargo, los niveles altos de colesterol en la sangre pueden llevar a que este proceso suceda a una edad más temprana.

Para la mayoría de las personas, los niveles de colesterol altos son el resultado de un estilo de vida malsano, sobre todo consumir una dieta rica en grasa. Otros factores del estilo de vida son consumo excesivo de alcohol, falta de ejercicio y tener sobrepeso.

Otros factores de riesgo para la aterosclerosis son:

  • Diabetes
  • Antecedentes familiares de aterosclerosis
  • Hipertensión arterial
  • Tabaquismo

Pruebas y exámenes

Un médico llevará a cabo un examen físico o chequeos médicos y auscultará el corazón y los pulmones con un estetoscopio. La aterosclerosis puede producir un sonido de susurro o de soplo sobre una arteria (“soplo”).

Algunas pautas nacionales recomiendan hacerse el primer examen de colesterol a la edad de 20 años. Toda persona debe tener su primera prueba de detección hacia la edad de 35 años en los hombres y 45 en las mujeres. (Nota: diferentes expertos recomiendan edades de inicio distintas.)

Se pueden usar muchos exámenes imagenológicos para ver cómo circula la sangre a través de las arterias.

El tratamiento

Para ayudar a prevenir la aterosclerosis, haga los siguientes cambios en el estilo de vida:

  • Evite los alimentos grasos. Consuma comidas bien balanceadas que sean bajas en grasa y colesterol. Incluya varias porciones diarias de frutas y verduras. Añadir pescado a la dieta al menos dos veces por semana puede ser útil; sin embargo, no coma pescado frito.
  • Limite la cantidad de alcohol que tome, un trago al día para las mujeres y dos para los hombres.
  • Haga ejercicio regularmente durante 30 minutos por día si no tiene sobrepeso, y de 60 – 90 minutos por día si tiene sobrepeso.
Deje de fumar. Éste es el cambio más importante que usted puede hacer para reducir su riesgo de cardiopatía y accidente cerebrovascular.

Hágase revisar la presión arterial cada 1 a 2 años antes de los 50 años y cada año de ahí en adelante. Hágase tomar la presión arterial con más frecuencia si sufre de hipertensión arterial, cardiopatía o si ha tenido un accidente cerebrovascular. Hable con el médico respecto a la frecuencia con la cual debe hacerse estos chequeos.

Si su presión arterial está alta, es importante que la reduzca y la mantenga bajo control.

  • Toda persona debe mantener su presión arterial por debajo de 140/90 mmHg.
  • Si tiene diabetes o ha tenido un accidente cerebrovascular o un ataque cardíaco, su presión arterial probablemente debe estar en menos de 130/80 mm/Hg. Pregúntele al médico cuál debe ser su presión arterial.
El médico especialista puede recomendarle que tome un medicamento para los niveles altos de colesterol si los cambios en el estilo de vida no funcionan. Esto dependerá de:
  • Su edad.
  • Si tiene cardiopatía u otros problemas de circulación sanguínea.
  • Si fuma o tiene sobrepeso.
  • Si tiene hipertensión arterial o diabetes.
El médico le puede sugerir que tome ácido acetilsalicílico (Aspirina) u otro fármaco llamado clopidogrel (Plavix) para ayudar a prevenir la formación de coágulos de sangre en las arterias. Estos medicamentos se denominan fármacos antiplaquetarios. No tome ácido acetilsalicílico sin hablar primero con el médico.

El pronóstico

La aterosclerosis no puede neutralizarse ni revertirse una vez que haya ocurrido. Sin embargo, los cambios en el estilo de vida y tratar los niveles de colesterol alto pueden prevenir o retardar el empeoramiento del proceso.

Posibles complicaciones

Cuándo llamar a un médico especialista

Solicite una cita con el médico si está en riesgo de sufrir aterosclerosis, particularmente si tiene síntomas.

Consulte con el médico antes de iniciar un nuevo plan de ejercicios, en especial si le han diagnosticado una arteriopatía coronaria o si alguna vez ha tenido un ataque cardíaco.

Temas relacionados sobre Aterosclerosis

Nombres alternativos

Endurecimiento de las arterias, Arterioesclerosis, Acumulación de placa en las arterias

Referencias

Gennest J, Libby P. Trastornos de las lipoproteínas y la enfermedad cardiovascular. En: Bonow RO, Mann DL, Zipes DP, Libby P, eds. Enfermedades del Corazón de Braunwald: Un libro de texto de medicina cardiovascular. 9th ed. Philadelphia, Pa: Saunders Elsevier; 2011:chap 47.

Libby P. La biología vascular de la aterosclerosis. En: Bonow RO, Mann DL, Zipes DP, Libby P, eds. Enfermedades del Corazón de Braunwald: Un libro de texto de medicina cardiovascular. 9th ed. Philadelphia, Pa: Saunders Elsevier; 2011:chap 43.

Contenido: 20 de mayo de 2011

Versión del inglés revisada por: David C. Dugdale, III, MD, Profesor de Medicina, División de Medicina General, Departamento de Medicina, Universidad de Washington Facultad de Medicina. También se examinó por David Zieve, MD, MHA, Director Médico, ADAM, Inc. Traducido por: DrTango, Inc.

CalidadA.D.A.M., Inc. esta acreditada por la URAC, tambien conocido como American Accreditation HealthCare Commission (www.urac.org). La acreditacion de la URAC es un comite auditor independiente para verificar que A.D.A.M. cumple los rigurosos estandares de calidad e integridad. A.D.A.M. es una de las primeras empresas en alcanzar esta tan importante distincion en servicios de salud en la red. Conozca mas sobre la politica editorial, el proceso editorial y la poliza de privacidad de A.D.A.M. A.D.A.M. es tambien uno de los miembros fundadores de la Junta Etica de Salud en Internet (Health Internet Ethics, o Hi-Ethics) y cumple con los principios de la Fundacion de Salud en la Red (Health on the Net Foundation: www.hon.ch). El artículo de Aterosclerosis no debe utilizarse durante ninguna emergencia médica, ni para el diagnóstico o tratamiento de alguna condición médica. Debe consultarse a un médico con licencia para el diagnóstico y tratamiento de todas y cada una de las condiciones médicas. En caso de una emergencia médica, llame al 112. Los enlaces a otros sitios se proporcionan sólo con fines de información, no significa que se les apruebe. © 1997-2016 ADAM, Inc. La reproducción o distribución parcial o total de la información aquí contenida está terminantemente prohibida.

2016 © Copyright - Clínica DAM

Información y contacto        91 827 89 94