Segunda Opinión Médica

La toma de decisiones importantes acerca de los tratamientos médicos o quirúrgicos para usted o un miembro de la familia puede ser un proceso confuso y estresante. Cuando se trata de su salud y bienestar, la comprensión de su condición y opciones es un primer paso crucial en la búsqueda de lo que es mejor para usted y su familia.

Un diagnóstico a tiempo puede salvar tu vida

Cirugía quirúrgica de derivación gástrica

Cirugía quirúrgica de derivación gástrica, cirugía bariátrica (derivación gástrica), bypass gástrico, derivación gástrica en Y de Roux o bypass gástrico en Y de Roux es una intervención que se hace para ayudar a bajar de peso. Después de la cirugía, usted no podrá comer tanto como antes y su cuerpo no absorberá todas las calorías de los alimentos que consume.

Ver también: cerclaje gástrico laparoscópico

¿Qué es la cirugía quirúrgica de derivación gástrica?

Esta cirugía ayuda a bajar de peso cambiando la forma como el estómago y el intestino delgado manejan el alimento que usted come.

  • Después de la cirugía, el estómago quedará más pequeño y usted se sentirá lleno o satisfecho con menos comida.
  • El alimento que usted consume ya no ingresará a algunas partes del estómago y el intestino delgado que lo descomponen. Debido a esto, el cuerpo no absorberá todas las calorías del alimento que se ingiere.
Usted recibirá anestesia general antes de esta cirugía, lo cual hará que esté inconsciente y no pueda sentir dolor.

La derivación gástrica puede hacerse de dos maneras. Con la cirugía abierta, el cirujano hará un corte quirúrgico (incisión) grande para abrir el abdomen y llevará a cabo la derivación manipulando directamente el estómago, el intestino delgado y otros órganos.

Otra forma es usando una cámara diminuta, llamada laparoscopio, que se pone en el abdomen. Esto se denomina laparoscopia. En esta cirugía:

  • Primero, el cirujano hará de 4 a 6 incisiones pequeñas en su abdomen.
  • Luego, el cirujano pasará el laparoscopio a través de una de estas incisiones y éste irá conectado a un monitor de video en el quirófano. El cirujano observará el monitor para ver dentro de su abdomen.
  • El cirujano usará instrumentos quirúrgicos delgados para hacer la derivación, los cuales se introducirán a través de otras incisiones.
  • Usted probablemente permanecerá hospitalizado por un tiempo más corto y se recuperará más rápidamente después de la laparoscopia, en comparación con la cirugía abierta. El beneficio más grande de la cirugía laparoscópica es la reducción del dolor. Además, usted tendrá cicatrices más pequeñas y un menor riesgo de desarrollar hernias.
La laparoscopia tal vez no sea segura para usted si:
  • Se hizo una cirugía abdominal en el pasado. Esto se debe a que usted puede tener tejido cicatricial a raíz de una cirugía anterior.
  • Tiene neumopatía o cardiopatía severa
  • Pesa más de 159 kg
Hay dos pasos básicos durante ambos tipos de derivación gástrica:
  • El primer paso hace que el estómago quede más pequeño. El cirujano usará grapas para dividir el estómago en una sección superior pequeña y una sección inferior más grande. La sección superior del estómago, llamada bolsa, es a donde irán los alimentos que usted ingiere. Esta bolsa es aproximadamente del tamaño de una nuez y almacena sólo 28 g de alimento.
  • El segundo paso es la derivación. El cirujano conectará una parte del intestino delgado, llamada yeyuno, a un pequeño agujero en la bolsa. El yeyuno está más abajo de donde el estómago normalmente se conecta al intestino delgado. El alimento que usted ingiere viajará ahora desde la bolsa hasta la nueva abertura en el intestino delgado. Cuando el alimento viaja de esta manera, elude la parte inferior del estómago y la primera parte del intestino delgado. Debido a esto, el cuerpo absorberá menos calorías.
Esta cirugía demora aproximadamente 4 horas.

Esta cirugía puede aumentar el riesgo de cálculos biliares. El médico especialista puede recomendar hacerse una colecistectomía (cirugía para extirpar la vesícula biliar) antes de la cirugía de derivación.

Por qué se realiza de la cirugía quirúrgica de derivación gástrica

La cirugía para bajar de peso puede ser una opción si usted está muy obeso y no ha podido adelgazar a través de la dieta y ejercicio.

La cirugía de derivación gástrica no es un “remedio rápido” para la obesidad. Usted tiene que comprometerse con la alimentación y el ejercicio porque necesita continuar haciendo dieta y ejercicio después de la cirugía. Puede tener complicaciones a raíz de la cirugía si no lo hace. Un problema que algunas personas tienen es vomitar si comen más de lo que su nuevo y pequeño estómago puede contener.

Las personas que se someten a esta cirugía deben estar mentalmente equilibradas, motivadas y no ser dependientes del alcohol ni de las drogas ilícitas.

Este procedimiento se le puede recomendar si usted tiene:

Cuales son los riesgos de la cirugía quirúrgica de derivación gástrica

La derivación gástrica es una cirugía mayor y tiene muchos riesgos, algunos de los cuales son muy serios. Usted debe abordarlos con el cirujano.

El riesgo de la cirugía en sí o de problemas después de la operación puede ser mayor de lo normal si usted es:

  • Incapaz para caminar incluso distancias cortas. Esto aumenta el riesgo de coágulos de sangre, problemas pulmonares y úlceras de decúbito (también llamadas llagas o escaras de decúbito).
  • Un niño que todavía está creciendo
  • Un adulto mayor de 60 a 65 años
Los riesgos de cualquier anestesia comprenden:
Los riesgos de cualquier cirugía comprenden:
Los riesgos que pueden ocurrir durante o poco después de la cirugía de derivación gástrica comprenden:
  • Lesión al estómago, los intestinos u otros órganos durante la cirugía
  • Filtración a través de las grapas en el estómago después de la cirugía, lo cual puede requerir una operación urgente
  • Depresión
Los riesgos de la cirugía para bajar de peso comprenden:
  • Ruptura de la bolsa, lo cual requeriría otra cirugía para repararla
  • La abertura entre la bolsa del estómago y el intestino delgado puede estrecharse, lo cual podría requerir otra cirugía
  • Anemia a raíz de las deficiencias de hierro o vitamina B12
  • Niveles bajos de calcio, lo cual puede ocasionar osteoporosis temprana u otros trastornos óseos
  • Cálculos biliares o ataques a la vesícula, lo cual se presenta con mayor frecuencia cuando se baja de peso rápidamente
  • Gastritis (inflamación del revestimiento del estómago), acidez gástrica o úlceras estomacales
  • Desnutrición
  • Vómitos debido a la ingestión de más alimento del que la bolsa puede contener
  • Síndrome de evacuación gástrica rápida. Esto se da cuando los contenidos del estómago pasan a través del intestino delgado rápidamente, causando molestia y desnutrición.
  • Hernia quirúrgica, que es más común cuando se realiza un procedimiento abierto. Una hernia quirúrgica es una protrusión de tejido a través del sitio de la incisión.
  • Cálculos renales

Antes de la cirugía quirúrgica de derivación gástrica

El cirujano le pedirá a usted que se haga exámenes y consulte con los otros médicos antes de someterse a la cirugía. Algunos de éstos son:

  • Un examen físico o chequeos médicos completo
  • Análisis de sangre, ecografía de la vesícula biliar y otros exámenes para verificar que usted esté bien sano para someterse a la operación.
  • Consultas con el médico para asegurarse de que otros problemas médicos que usted pueda tener, tales como diabetes, hipertensión arterial y problemas cardíacos o pulmonares estén bajo control
  • Asesoría nutricional
  • Clases para ayudarlo a comprender lo que sucede durante la cirugía, lo que debe esperar posteriormente y qué riesgos o problemas pueden ocurrir después
  • Consulta con un profesional en salud mental para verificar que usted esté emocionalmente listo para la cirugía mayor, ya que debe ser capaz de hacer cambios importantes en su estilo de vida después de la cirugía
Si usted es un fumador, debe dejar de fumar varias semanas antes de la cirugía y no volver a fumar después de la operación. Fumar retarda la recuperación y aumenta los riesgos de problemas. Coméntele al médico o a la enfermera si necesita ayuda para dejar de fumar.

Coméntele siempre al médico o a la enfermera:

  • Si está o podría estar en embarazo.
  • Qué fármacos, vitaminas, hierbas y otros suplementos está tomando, incluso los que haya comprado sin una receta.
Durante la semana antes de la cirugía:
  • Se le puede solicitar que deje de tomar ácido acetilsalicílico (Aspirina), ibuprofeno (Advil, Motrin), vitamina E, warfarina (Coumadin) y cualquier otro fármaco que dificulte la coagulación de la sangre.
  • Pregúntele al médico qué fármacos debe tomar aun el día de la cirugía.
  • Prepare su casa para después de la cirugía
En el día de la cirugía:
  • No coma ni beba nada después de media noche la noche anterior a la cirugía.
  • Tomes los fármacos que el médico le recomendó con un pequeño sorbo de agua.
  • El médico o la enfermera le dirán a qué hora debe llegar al hospital.

Después de la cirugía quirúrgica de derivación gástrica

La mayoría de las personas permanecen en el hospital durante 3 a 5 días después de la cirugía. En el hospital:

  • Se le pedirá sentarse en el lado de la cama y caminar un poco el mismo día que tuvo la cirugía.
  • Puede tener un catéter (sonda) que pasa a través de la nariz hasta el estómago durante 1 ó 2 días. Esta sonda ayuda a drenar líquidos de su abdomen.
  • No podrá comer durante los primeros 1 a 3 días. Después de eso, puede tomar líquidos, y alimentos en puré o alimentos suaves.
  • Puede tener un catéter conectado a la parte más grande de su estómago donde se hizo la derivación. Éste saldrá por un costado y drenará los líquidos.
  • Usará medias especiales en las piernas para ayudar a prevenir la formación de coágulos de sangre.
  • Recibirá medicamento a través de inyecciones para prevenir coágulos de sangre.
  • Recibirá analgésicos. Usted tomará pastillas para el dolor o recibirá analgésicos a través de una vía intravenosa, un catéter que va directamente hasta las venas.
Usted podrá irse para su casa cuando:
  • Pueda ingerir alimentos líquidos o en puré sin vomitar
  • Pueda cambiar de sitio sin mucho dolor
  • No necesite analgésicos a través de una vía intravenosa o aplicados por medio de inyecciones

El pronóstico

La mayoría de las personas pierde de 5 a 10 kg aproximadamente al mes en el primer año después de la cirugía. La pérdida de peso disminuirá con el tiempo, así que perseverar con la dieta y el ejercicio al comienzo brindará el mayor adelgazamiento. Usted puede perder la mitad o más de su peso extra en los primeros 2 años y bajará de peso rápidamente justo después de la cirugía, si todavía está con dieta líquida o blanda.

Perder el peso suficiente después de la cirugía puede mejorar muchas enfermedades que usted también podría tener. Las afecciones que pueden mejorar son el asma, la diabetes tipo 2, la hipertensión arterial, la apnea obstructiva del sueño, el colesterol alto y la enfermedad gastroesofágica (ERGE).

Pesar menos también debe facilitarle mucho más la movilización y la realización de las actividades cotidianas.

La cirugía de derivación sola no es una solución para bajar de peso. Puede entrenarlo para comer menos, pero usted todavía tiene que hacer gran parte del trabajo. Para bajar de peso y evitar complicaciones a raíz del procedimiento, será necesario que usted siga las pautas de ejercicios y alimentación que el médico y el dietista le han dado.

Temas relacionados sobre Cirugía quirúrgica de derivación gástrica

Nombres alternativos

Cirugía bariátrica (derivación gástrica), Bypass gástrico, Derivación gástrica en Y de Roux, Bypass gástrico en Y de Roux

Referencias

Buchwald H, Estok R, Fahrbach K, Banel D, Sledge I. Tendencias de la mortalidad en la cirugía bariátrica: una revisión sistemática y meta-análisis. Cirugía. 2007; 142:621-632.

Leslie D, Kellogg TA, Ikramuddin S. Imprimación cirugía bariátrica para el internista: claves para la consulta quirúrgica. Med Clin North Am. 2007; 91:353-381.

Townsend Jr. CM, Beauchamp RD, Evers BM, Mattox KL. Sabiston Libro de texto de Cirugía. 18th ed. Philadelphia, Pa: Saunders; 2008.

Garb J, Welch G, Zagarins S, Kuhn J, Romanelli J. La cirugía bariátrica para el tratamiento de la obesidad mórbida: un meta-análisis de los resultados de pérdida de peso para la derivación gástrica ajustable laparoscópica bandas y laparoscópica gástrica. Obes Surg. 2009 Oct;19(10):1447-55.

Buchwald H, Estok R, Fahrbach K, et al. Diabetes tipo 2 y Peso después de la cirugía bariátrica: revisión sistemática y meta-análisis. Am J Med. 2009 Mar;122(3):248-256.e5.

Contenido: 17 de mayo de 2010

Versión del inglés revisada por: Shabir Bhimji MD, PhD, Especializada en Cardiotorácica y Cirugía Vascular, Midland , TX Review provided by VeriMed Healthcare Network. También se examinó por David Zieve, MD, MHA, Director Médico, ADAM, Inc. Traducido por: DrTango, Inc.

CalidadA.D.A.M., Inc. esta acreditada por la URAC, tambien conocido como American Accreditation HealthCare Commission (www.urac.org). La acreditacion de la URAC es un comite auditor independiente para verificar que A.D.A.M. cumple los rigurosos estandares de calidad e integridad. A.D.A.M. es una de las primeras empresas en alcanzar esta tan importante distincion en servicios de salud en la red. Conozca mas sobre la politica editorial, el proceso editorial y la poliza de privacidad de A.D.A.M. A.D.A.M. es tambien uno de los miembros fundadores de la Junta Etica de Salud en Internet (Health Internet Ethics, o Hi-Ethics) y cumple con los principios de la Fundacion de Salud en la Red (Health on the Net Foundation: www.hon.ch). El artículo de Cirugía quirúrgica de derivación gástrica no debe utilizarse durante ninguna emergencia médica, ni para el diagnóstico o tratamiento de alguna condición médica. Debe consultarse a un médico con licencia para el diagnóstico y tratamiento de todas y cada una de las condiciones médicas. En caso de una emergencia médica, llame al 112. Los enlaces a otros sitios se proporcionan sólo con fines de información, no significa que se les apruebe. © 1997-2016 ADAM, Inc. La reproducción o distribución parcial o total de la información aquí contenida está terminantemente prohibida.

Trabajo de Cirugía General y del Aparato Digestivo

2016 © Copyright - Clínica DAM

Información y contacto        91 827 89 94