Consulta de Traumatología

La Unidad de Traumatología de la Clínica DAM trabaja en la prevención, evaluación, diagnóstico y terapia de los trastornos del sistema músculo-esquelético tanto congenitos, como adquiridos, originados estos últimos por procesos traumáticos, degenerativos, tumorales e infecciosos.
Precio de la consulta 50 €

Anomalías en la forma de caminar

Anomalías en la forma de caminar o anomalías en la marcha son patrones inusuales e incontrolables al andar que generalmente se deben a enfermedades o lesiones en las piernas, los pies, el cerebro, la médula espinal o el oído interno.

Consideraciones

El patrón de la forma como una persona camina se denomina marcha. Muchos de los diferentes tipos de anomalías de la marcha ocurren sin el control de la persona. La mayoría, pero no todos, se deben a alguna afección física.

Algunas anomalías de la marcha se conocen por su nombre:

  • Marcha festinante: una postura rígida y encorvada con la cabeza y el cuello inclinados hacia adelante.
  • Marcha en tijeras: piernas ligeramente flexionadas a la altura de las caderas y las rodillas, como acuclillarse, con las rodillas y las piernas golpeándose o cruzándose en movimiento similar a tijeras.
  • Marcha espástica: caminar rígido con pies en arrastre causado por la contracción muscular prolongada en un lado.
  • Marcha en estepaje: caída del pie que cuelga con los dedos apuntando hacia abajo y provocando que estos raspen el piso al caminar, lo cual requiere que la persona levante la pierna más alto de lo normal al caminar.
  • Marcha de pato: caminar similar a un pato que puede presentarse en la niñez o posteriormente en la vida.

Causas de las Anomalías en la forma de caminar

La marcha anormal puede ser ocasionada por enfermedades en muchas áreas diferentes del cuerpo.

Las causas generales de la marcha anormal pueden abarcar:

  • Artritis de las articulaciones de la pierna o los pies.
  • Neurosis histérica (un trastorno psicológico).
  • Problemas de los pies (como callosidades, callos, uñas encarnadas, verrugas, dolor, úlcera cutánea, hinchazón, espasmos).
  • Fractura.
  • Inyecciones intramusculares que causan dolor en la pierna o las nalgas.
  • Infección.
  • Lesión.
  • Piernas de diferente longitud.
  • Miositis.
  • Pieriostitis tibial (dolor en las espinillas).
  • Problemas con los zapatos.
  • Tendinitis.
  • Torsión testicular.

Esta lista no incluye todas las causas de la marcha inestable.

CAUSAS DE MARCHAS ESPECÍFICAS

Cuidados en el hogar

El tratamiento de la causa generalmente mejora la marcha. Por ejemplo, las anomalías de la marcha ocasionadas por trauma a parte de la pierna mejorarán a medida que la pierna sana.