#wpv-column-9cf1fbec56ab9e63e8543906fe751cf5 p,#wpv-column-9cf1fbec56ab9e63e8543906fe751cf5 em,#wpv-column-9cf1fbec56ab9e63e8543906fe751cf5 .column-title,#wpv-column-9cf1fbec56ab9e63e8543906fe751cf5 .sep-text h2.regular-title-wrapper,#wpv-column-9cf1fbec56ab9e63e8543906fe751cf5 .text-divider-double,#wpv-column-9cf1fbec56ab9e63e8543906fe751cf5 .sep-text .sep-text-line,#wpv-column-9cf1fbec56ab9e63e8543906fe751cf5 .sep,#wpv-column-9cf1fbec56ab9e63e8543906fe751cf5 .sep-2,#wpv-column-9cf1fbec56ab9e63e8543906fe751cf5 .sep-3,#wpv-column-9cf1fbec56ab9e63e8543906fe751cf5 td,#wpv-column-9cf1fbec56ab9e63e8543906fe751cf5 th,#wpv-column-9cf1fbec56ab9e63e8543906fe751cf5 caption{color:#70707c;}#wpv-column-9cf1fbec56ab9e63e8543906fe751cf5:before{background-color:transparent;}
Segunda Opinión Médica
La toma de decisiones importantes acerca de los tratamientos médicos o quirúrgicos para usted o un miembro de la familia puede ser un proceso confuso y estresante. Cuando se trata de su salud y bienestar, la comprensión de su condición y opciones es un primer paso crucial en la búsqueda de lo que es mejor para usted y su familia.

Un diagnóstico a tiempo puede salvar tu vida

Cirugía de hemorroides

Cirugía de hemorroides o hemorroidectomía es la extirpación de venas inflamadas alrededor del ano.

Ver también:hemorroides.

Definición de la cirugía de hemorroides

La cirugía de hemorroides se realiza con frecuencia como consulta externa o en la clínica, con mínima o ninguna anestesia.

Las hemorroides se pueden extirpar quirúrgicamente usando una grapadora especial o suturas (puntos de sutura). Después de extirpar las hemorroides, usted puede quedar con suturas que se disuelven por sí solas y tapones de gasa para reducir el sangrado.

Otros tratamientos pueden abarcar:

  • Una inyección dentro de la hemorroide para reducir la hinchazón (escleroterapia).
  • Una banda de caucho alrededor de la hemorroide para interrumpir el riego sanguíneo hacia ella.
  • Reducir el tamaño de la hemorroide con calor o congelarla con nitrógeno líquido.
  • Una cirugía menor para tratar la hemorroide (hemorroidectomía).
Las hemorroides más pequeñas tal vez no necesiten cirugía.

Por qué se realiza la cirugía de hemorroides

La mayoría de las hemorroides se pueden manejar con cambios en el estilo de vida y la alimentación.

El médico especialista puede recomendar la cirugía de hemorroides si los cambios en el estilo de vida y alimentación y los medicamentos no han funcionado.

Cuales son los riesgos de la cirugía de hemorroides

Los riesgos de cualquier cirugía son:

Los riesgos de cualquier anestesia son:
Los riesgos de la cirugía de hemorroides son:
  • Escape de una pequeña cantidad de heces (los problemas prolongados son infrecuentes).
  • Problemas para eliminar la orina debido al dolor.
Antes de la cirugía de hemorroides

Coméntele siempre al médico o al personal de enfermería:

  • Si podría estar en embarazo.
  • Qué fármacos está tomando, incluso drogas o hierbas que haya comprado sin una receta.
Durante algunos días antes de la cirugía, le pueden solicitar que deje de tomar ácido acetilsalicílico (Aspirina), ibuprofeno (Advil, Motrin), naproxeno (Aleve, Naprosyn), warfarina (Coumadin) y cualquier otro fármaco que dificulte la coagulación de la sangre.

En el día de la cirugía:

  • Si le van a aplicar anestesia general, por lo regular se le solicitará no beber ni comer nada después de media noche la noche anterior de la cirugía.
  • Tome los fármacos que el médico le recomendó con un pequeño sorbo de agua.
Después de la cirugía de hemorroides

Usted puede tener mucho dolor después de la cirugía a medida que el área se tensa y se relaja. Le pueden dar medicamentos para aliviar este dolor.

Gradualmente retorne a sus actividades normales. Evite levantar o halar cosas o la actividad extenuante hasta que sus glúteos hayan sanado. Esto incluye esfuerzo durante las deposiciones o la micción. Para evitar el esfuerzo, necesitará usar ablandadores de heces. Coma más fibra para facilitar las deposiciones y beba de 8 a 10 vasos de agua al día.

Remojarse en un baño caliente (baño de asiento) puede ayudar a aliviar el dolor. Siéntese dentro de 7 a 10 cm de agua caliente unas cuantas veces al día.

Ver el articulo completo

2016 © Copyright - Clínica DAM

Información y contacto        91 827 89 94