#wpv-column-4a3b16465c8087fe9463e44592b56f1f p,#wpv-column-4a3b16465c8087fe9463e44592b56f1f em,#wpv-column-4a3b16465c8087fe9463e44592b56f1f .column-title,#wpv-column-4a3b16465c8087fe9463e44592b56f1f .sep-text h2.regular-title-wrapper,#wpv-column-4a3b16465c8087fe9463e44592b56f1f .text-divider-double,#wpv-column-4a3b16465c8087fe9463e44592b56f1f .sep-text .sep-text-line,#wpv-column-4a3b16465c8087fe9463e44592b56f1f .sep,#wpv-column-4a3b16465c8087fe9463e44592b56f1f .sep-2,#wpv-column-4a3b16465c8087fe9463e44592b56f1f .sep-3,#wpv-column-4a3b16465c8087fe9463e44592b56f1f td,#wpv-column-4a3b16465c8087fe9463e44592b56f1f th,#wpv-column-4a3b16465c8087fe9463e44592b56f1f caption{color:#70707c;}#wpv-column-4a3b16465c8087fe9463e44592b56f1f:before{background-color:transparent;}
Perfiles Analíticos
Más del 70 por ciento de todas las decisiones de salud se basan en la información vital proporcionada por los análisis clínicos realizados en los laboratorios

Un diagnóstico a tiempo puede salvar tu vida

Trastornos hemorrágicos
Ver prueba de laboratorio de Estudio de coagulación

Trastornos hemorrágicos o coagulopatía son un grupo de afecciones en las cuales hay un problema con el proceso de coagulación sanguínea del cuerpo. Estos trastornos pueden llevar a que se presente sangrado intenso y prolongado después de una lesión. El sangrado también puede iniciarse de manera espontánea.

Ver también:

Síntomas de los trastornos hemorrágicos
  • Sangrado en las articulaciones.
  • Exceso de hematomas.
  • Sangrado intenso.
  • Sangrado menstrual abundante.
  • Hemorragias nasales.
Los problemas que ocurran dependen del trastorno hemorrágico específico y de su gravedad.

Causas de los trastornos hemorrágicos

La coagulación normal de la sangre involucra hasta 20 proteínas plasmáticas diferentes, conocidas como factores de la coagulación o factores de la coagulación sanguínea. Estos factores interactúan con otros químicos para formar una sustancia llamada fibrina que detiene el sangrado.

Mire éste video sobre: Proceso del coagulación de la sangre

Se pueden presentar problemas cuando faltan ciertos factores de la coagulación o éstos están muy bajos. Los problemas de sangrado pueden ir desde leves hasta severos.

Algunos trastornos hemorrágicos están presentes desde el nacimiento y se transmiten de padres a hijos (hereditarios). Otros se desarrollan por:

  • Enfermedades como deficiencia de vitamina K y enfermedad hepática severa
  • Tratamientos como el uso de medicamentos para detener los coágulos de sangre (anticoagulantes) o el uso prolongado de antibióticos
Los trastornos hemorrágicos también pueden resultar del hecho de tener células sanguíneas que promueven la coagulación de la sangre (plaquetas) en muy baja cantidad o funcionando en forma deficiente. Estos trastornos también pueden ser hereditarios o adquiridos. Los efectos secundarios de ciertos medicamentos con frecuencia llevan a las formas adquiridas.

Pruebas y exámenes de los trastornos hemorrágicosEl tratamiento de los trastornos hemorrágicos

El tratamiento depende del tipo de trastorno y puede incluir:

  • Reposición del factor
  • Transfusión de plasma fresco o congelado
  • Transfusión de plaquetas
  • Otras terapias
El pronóstico

El desenlace clínico también depende del trastorno. La mayoría de los trastornos hemorrágicos primarios se pueden manejar. Los que se deben a enfermedades, como el CID, dependen de cómo se trate esa enfermedad que está causando el trastorno.

Posibles complicaciones
  • Sangrado en el cerebro
  • Sangrado intenso (generalmente del tubo digestivo o por lesiones)
Dependiendo del trastorno, se pueden presentar otras complicaciones. Cuándo llamar a un médico especialista

Consulte con el médico si observa cualquier sangrado inusual o intenso.

Prevención de los trastornos hemorrágicos

La prevención depende del trastorno específico.

Temas relacionados sobre Trastornos hemorrágicosNombres alternativos

Coagulopatía

Referencias

Coller BS, Schneiderman PI. Clinical evaluation of hemorrhagic disorders: the bleeding history y differential diagnosis of purpura. En: Hoffman R, Benz EJ Jr., Shattil SJ, et al, eds.

Ver el articulo completo

2016 © Copyright - Clínica DAM

Información y contacto        91 827 89 94