#wpv-column-4d939f32049b17a8bd9ee5d4050cb1ed p,#wpv-column-4d939f32049b17a8bd9ee5d4050cb1ed em,#wpv-column-4d939f32049b17a8bd9ee5d4050cb1ed .column-title,#wpv-column-4d939f32049b17a8bd9ee5d4050cb1ed .sep-text h2.regular-title-wrapper,#wpv-column-4d939f32049b17a8bd9ee5d4050cb1ed .text-divider-double,#wpv-column-4d939f32049b17a8bd9ee5d4050cb1ed .sep-text .sep-text-line,#wpv-column-4d939f32049b17a8bd9ee5d4050cb1ed .sep,#wpv-column-4d939f32049b17a8bd9ee5d4050cb1ed .sep-2,#wpv-column-4d939f32049b17a8bd9ee5d4050cb1ed .sep-3,#wpv-column-4d939f32049b17a8bd9ee5d4050cb1ed td,#wpv-column-4d939f32049b17a8bd9ee5d4050cb1ed th,#wpv-column-4d939f32049b17a8bd9ee5d4050cb1ed caption{color:#70707c;}#wpv-column-4d939f32049b17a8bd9ee5d4050cb1ed:before{background-color:transparent;}
Diagnóstico por imagen
El diagnóstico por imagen permite a los médicos observar el interior de su cuerpo en busca de pistas sobre una condición médica. Una variedad de máquinas y técnicas puede crear imágenes de las estructuras y actividades dentro de su cuerpo. El tipo de imagen que se utiliza depende de los síntomas y la parte del cuerpo a examinar.

Un diagnóstico a tiempo puede salvar tu vida

Radiografía de la vesícula biliar

Radiografía de la vesícula biliar, colecistografía oral, rayos X de la vesícula biliar o series de la vesícula biliar es una radiografía de la vesícula biliar, un órgano ubicado en la parte superior derecha del abdomen que almacena la bilis. La radiografía se toma antes de que la vesícula biliar libere bilis.

Forma en que se realiza la radiografía de la vesícula biliar

El examen lo realiza un técnico en rayos X en la sala de radiología de un hospital o en la clínica. La noche antes del examen, el paciente debe ingerir 6 tabletas (1 a la vez) que contienen un medio de contraste especial que ayuda a que el área de la vesícula se vea mejor en las imágenes.

En el hospital, el paciente se acuesta en una mesa de rayos X y se le pide cambiar de posición de vez en cuando.

El médico especialista puede examinar la vesícula con un fluoroscopio, una radiografía que se puede observar inmediatamente en un monitor semejante a una pantalla de TV. Luego, se le puede pedir al paciente que ingiera un líquido con alto contenido de grasa que hará que la vesícula se contraiga y libere algo de bilis. Posteriormente, se tomarán radiografías a intervalos regulares.

Preparación para la radiografía de la vesícula biliar

La persona le debe notificar al médico si está embarazada o si es alérgica al medio de contraste para las radiografías.

El día previo al examen se le solicita al paciente ingerir al medio día una comida con alto contenido de grasa (huevos, mantequilla, leche o carnes grasosas). Esa noche debe comer una cena baja en grasa (frutas, verduras, pan, té o café y únicamente carne magra).

Dos horas después de la comida baja en grasa se toma las 6 tabletas, 1 a la vez. Después de ingerir las tabletas, no debe beber nada hasta después del examen.

Lo que se siente durante la radiografía de la vesícula biliar

Se presenta poca o ninguna incomodidad, aunque es probable que la persona sienta hambre y sed. Algunas personas experimentan efectos colaterales por el medio de contraste y existe una leve posibilidad de que se presente diarrea.

Razones por las que se realiza la radiografía de la vesícula biliar

El examen se realiza para ayudar a diagnosticar trastornos del hígado y de la vesícula biliar, incluyendo cálculos biliares y tumores.

Significado de los valores anormales de la radiografía de la vesícula biliar

Los resultados anormales pueden mostrar cálculos biliares, tumores, inflamación y pólipos de colesterol (un tumor benigno, no canceroso, que crece en la membrana mucosa).

Otras afecciones bajo las cuales se puede realizar el examen incluyen las siguientes:

Cuáles son los riesgos de la radiografía de la vesícula biliar

Hay posibilidad de experimentar una reacción alérgica al medio de contraste.

Hay una exposición baja a la radiación. Los rayos X se controlan y se regulan para generar la mínima cantidad de exposición a la radiación necesaria para producir la imagen.

Ver el articulo completo

2016 © Copyright - Clínica DAM

Información y contacto        91 827 89 94