#wpv-column-fcdac1384534bd095d11a0bb876fc56c p,#wpv-column-fcdac1384534bd095d11a0bb876fc56c em,#wpv-column-fcdac1384534bd095d11a0bb876fc56c .column-title,#wpv-column-fcdac1384534bd095d11a0bb876fc56c .sep-text h2.regular-title-wrapper,#wpv-column-fcdac1384534bd095d11a0bb876fc56c .text-divider-double,#wpv-column-fcdac1384534bd095d11a0bb876fc56c .sep-text .sep-text-line,#wpv-column-fcdac1384534bd095d11a0bb876fc56c .sep,#wpv-column-fcdac1384534bd095d11a0bb876fc56c .sep-2,#wpv-column-fcdac1384534bd095d11a0bb876fc56c .sep-3,#wpv-column-fcdac1384534bd095d11a0bb876fc56c td,#wpv-column-fcdac1384534bd095d11a0bb876fc56c th,#wpv-column-fcdac1384534bd095d11a0bb876fc56c caption{color:#70707c;}#wpv-column-fcdac1384534bd095d11a0bb876fc56c:before{background-color:transparent;}
Resonancia Magnetica de Cerebral
En muchos casos, la RM da información que no puede ser visto en rayos X, ecografía o TAC. La resonancia magnética de la cabeza puede ser utilizado para buscar la causa de dolores de cabeza. Precio 270 €

Un diagnóstico a tiempo puede salvar tu vida

Degeneración combinada subaguda

Degeneración combinada subaguda o degeneración subaguda combinada de la médula espinal es un trastorno de la columna, el cerebro y los nervios que involucra debilidad, sensaciones anormales, problemas mentales y dificultades en la visión.

Síntomas de la degeneración combinada subaguda

Los síntomas abarcan:

Estos síntomas empeoran en forma lenta y generalmente se sienten en ambos lados del cuerpo.

Otros síntomas abarcan:

Causas de la degeneración combinada subaguda

La degeneración combinada subaguda de la médula espinal es causada por una deficiencia de vitamina B12. (Para encontrar información específica sobre la deficiencia de esta vitamina, ver el artículo acerca de anemia perniciosa).

La degeneración combinada subaguda afecta principalmente a la médula espinal, pero sus efectos sobre el cerebro y los nervios periféricos (corporales) son la razón para el término “combinada”. Inicialmente, la enfermedad causa daño a la cubierta de los nervios (vaina de mielina) y posteriormente afecta a toda la neurona.

No está clara la forma como la falta de la vitamina B12 daña los nervios. Sin embargo, los expertos creen que la falta de esta vitamina provoca la formación de ácidos grasos anormales alrededor de las células y los nervios.

Usted tiene un riesgo mayor de padecer esta afección si no puede absorber la vitamina B12 de los intestinos o si tiene:

  • Anemia perniciosa.
  • Trastornos del intestino delgado, como enfermedad de Crohn.
  • Afecciones de malabsorción, que pueden presentarse después de una cirugía gastrointestinal.
Pruebas diagnósticas de la degeneración combinada subaguda

El médico llevará a cabo un examen físico, el cual por lo regular muestra debilidad muscular y alteración en la sensibilidad en ambos lados del cuerpo, especialmente en las piernas. Los reflejos a menudo son anormales y los músculos pueden desarrollar espasticidad. Se puede presentar una reducción en el sentido del tacto, en el dolor y en la temperatura.

Los cambios mentales van desde falta de memoria leve hasta la demencia completa o psicosis. Es poco común la demencia grave, pero en algunos casos es el síntoma inicial del trastorno.

Un examen ocular puede mostrar daño al nervio óptico, una afección llamada neuritis óptica. Los signos de una inflamación nerviosa se pueden ver durante un examen de la retina. Igualmente, puede haber respuestas anormales de las pupilas, disminución de la agudeza visual y otros cambios.

Los análisis de sangre, incluyendo un hemograma completo, nivel de vitamina B12 o nivel de ácido metilmalónico en la sangre se utilizan para diagnosticar anemia o una deficiencia de vitamina B12.

El tratamiento de la degeneración combinada subaguda

El tratamiento a tiempo aumenta la probabilidad de un buen desenlace clínico, así que la enfermedad se debe tratar de manera oportuna.

La vitamina B12 se suministra generalmente por inyección intramuscular. Con frecuencia, las inyecciones se administran una al día durante una semana, luego semanalmente por más o menos un mes y luego mensualmente.

Ver el articulo completo

2016 © Copyright - Clínica DAM

Información y contacto        91 827 89 94