#wpv-column-301947e35c70669d0618f808db238dbb p,#wpv-column-301947e35c70669d0618f808db238dbb em,#wpv-column-301947e35c70669d0618f808db238dbb .column-title,#wpv-column-301947e35c70669d0618f808db238dbb .sep-text h2.regular-title-wrapper,#wpv-column-301947e35c70669d0618f808db238dbb .text-divider-double,#wpv-column-301947e35c70669d0618f808db238dbb .sep-text .sep-text-line,#wpv-column-301947e35c70669d0618f808db238dbb .sep,#wpv-column-301947e35c70669d0618f808db238dbb .sep-2,#wpv-column-301947e35c70669d0618f808db238dbb .sep-3,#wpv-column-301947e35c70669d0618f808db238dbb td,#wpv-column-301947e35c70669d0618f808db238dbb th,#wpv-column-301947e35c70669d0618f808db238dbb caption{color:#70707c;}#wpv-column-301947e35c70669d0618f808db238dbb:before{background-color:transparent;}
Chequeo Ginecológico
Los reconocimientos médicos ginecológicos son las revisiones periódicas que se ha de someter la mujer con objeto de descartar una posible patología oculta que afecte a su aparato genital. Precio 125 €

Un diagnóstico a tiempo puede salvar tu vida

Ejercicios de Kegel

Ejercicios de Kegel, ejercicios de fortalecimiento de los músculos pélvicos o ejercicios del piso pélvico se recomiendan para:

Los ejercicios de Kegel pueden ayudar a fortalecer los músculos bajo el útero, la vejiga y el intestino (intestino grueso). Estos ejercicios pueden ayudar tanto a hombres como a mujeres que tengan problemas con escape de orina o control intestinal.

Un ejercicio de Kegel es como simular tener que orinar y luego contenerse. Usted se relaja y aprieta los músculos que controlan el flujo de orina. Es importante encontrar los músculos correctos que va a contraer.

La próxima vez que usted tenga que orinar, empiece a hacerlo y luego pare. Sienta cómo los músculos de la vagina, vejiga o ano se ponen tensos y suben. Son los músculos del piso pélvico. Si usted los siente apretarse o tensionarse, ha realizado el ejercicio correcto.

Si todavía no está seguro de si usted está tensionando los músculos correctos, tenga en cuenta que todos los músculos del piso pélvico se relajan y contraen al mismo tiempo. Debido a que controlan la vejiga, el recto y la vagina, los siguientes consejos pueden ayudar:

  • Mujeres: introduzca un dedo en la vagina. Apriete los músculos como si estuviera conteniendo la orina, luego déjela salir. Usted debe sentir que los músculos se tensionan y se mueven hacia arriba y abajo.
  • Hombres: introduzca un dedo en el recto. Apriete los músculos como si estuviera conteniendo la orina, luego déjela salir. Usted debe sentir que los músculos se tensionan y se mueven hacia arriba y abajo.
Es muy importante que usted mantenga los siguientes músculos relajados mientras realiza los ejercicios de Kegel:
  • Abdominales
  • Glúteos
  • Muslo
Una mujer también puede fortalecer estos músculos utilizando un cono vaginal, que es un dispositivo con peso que se introduce en la vagina. Luego se trata de contraer los músculos del piso pélvico buscando mantener el dispositivo en su sitio.

Si usted no está seguro de estar ejecutando el ejercicio de Kegel en la forma correcta puede usar biorretroalimentación y estimulación eléctrica para ayudar a encontrar el grupo correcto de músculos a trabajar.

  • La biorretroalimentación es un método de reforzamiento positivo. Se colocan electrodos en el abdomen y a lo largo de la zona anal. Algunos terapeutas colocan un sensor en la vagina de las mujeres o en el ano de los hombres para monitorear la contracción de los músculos del piso pélvico.
  • Un monitor mostrará un gráfico que revela cuáles músculos se están contrayendo y cuáles están en reposo. El terapeuta puede ayudar a identificar los músculos correctos para realizar los ejercicios de Kegel.
REALIZACIÓN DE LOS EJERCICIOS DEL PISO PÉLVICO:

1. Comience por vaciar la vejiga.
2. Apriete los músculos del piso pélvico y contenga a la cuenta de 10.
3. Relaje el músculo completamente a la cuenta de 10.
4. Haga 10 ejercicios, tres veces al día (mañana, tarde y noche).
Usted puede hacer estos ejercicios en cualquier momento y lugar. La mayoría de las personas prefiere realizar los ejercicios acostado o sentado en una silla.

Ver el articulo completo

2016 © Copyright - Clínica DAM

Información y contacto        91 827 89 94