#wpv-column-f781cc31cac6d34a01c88df810aef023 p,#wpv-column-f781cc31cac6d34a01c88df810aef023 em,#wpv-column-f781cc31cac6d34a01c88df810aef023 .column-title,#wpv-column-f781cc31cac6d34a01c88df810aef023 .sep-text h2.regular-title-wrapper,#wpv-column-f781cc31cac6d34a01c88df810aef023 .text-divider-double,#wpv-column-f781cc31cac6d34a01c88df810aef023 .sep-text .sep-text-line,#wpv-column-f781cc31cac6d34a01c88df810aef023 .sep,#wpv-column-f781cc31cac6d34a01c88df810aef023 .sep-2,#wpv-column-f781cc31cac6d34a01c88df810aef023 .sep-3,#wpv-column-f781cc31cac6d34a01c88df810aef023 td,#wpv-column-f781cc31cac6d34a01c88df810aef023 th,#wpv-column-f781cc31cac6d34a01c88df810aef023 caption{color:#70707c;}#wpv-column-f781cc31cac6d34a01c88df810aef023:before{background-color:transparent;}
Ecografía abdominal
Ecografía abdominal es utilizada para examinar los órganos internos del abdomen: hígado, vesícula biliar, bazo, páncreas y riñones por 40 €

Un diagnóstico a tiempo puede salvar tu vida

Fiebre tifoidea

Fiebre tifoidea o fiebre entérica es una infección que causa diarrea y una erupción cutánea, que se debe más comúnmente a un tipo de bacteria llamada Salmonella typhi (S. typhi).

Síntomas de la fiebre tifoidea

Los síntomas iniciales incluyen fiebre, indisposición general y dolor abdominal. A medida que empeora la enfermedad, se presenta una fiebre alta (típicamente por encima de 39.5° C/103° F) y diarrea profusa.

Algunas personas con fiebre tifoidea presentan una erupción llamada “manchas rosas”, que son pequeños puntos rojos en el abdomen y el tórax.

Otros síntomas que se presentan abarcan:

Causas de la fiebre tifoidea

La bacteria que causa la fiebre tifoidea, Salmonella typhi, se propaga a través de alimentos, agua o bebidas contaminadas. Si usted come o bebe algo que esté contaminado, las bacterias ingresan al cuerpo, viajan hacia el intestino y luego hacia al torrente sanguíneo, de donde puede llegar hasta los ganglios linfáticos, la vesícula, el hígado, el bazo y otras partes del cuerpo.

Algunas personas pueden convertirse en portadores de la bacteria Salmonella typhi y continuar expulsando la bacteria en sus heces por años, diseminando la enfermedad.

La fiebre tifoidea es común en países en desarrollo, pero menos de 400 casos se notifican en los Estados Unidos cada año. La mayoría proviene de otros países en donde la fiebre tifoidea es común.

Pruebas y exámenes de la fiebre tifoidea

Un conteo sanguíneo completo (hemograma) (CSC) mostrará un alto número de glóbulos blancos en la sangre.

Un hemocultivo durante la primera semana de la fiebre puede mostrar la bacteria Salmonella typhi.

Otros exámenes que pueden ayudar a diagnosticar esta afección son:

El tratamiento de la fiebre tifoidea

Se pueden suministrar líquidos y electrolitos a través de una vena (vía intravenosa) o le pueden solicitar que beba agua no contaminada con paquetes de electrolitos.

Se administran antibióticos apropiados para destruir las bacterias. Hay crecientes tasas de resistencia a los antibióticos en todo el mundo, de manera que el médico verificará las recomendaciones actuales antes de escoger uno.

El pronóstico

Los síntomas por lo general mejoran en dos a cuatro semanas con tratamiento. El pronóstico probablemente sea bueno con tratamiento oportuno, pero se vuelve desalentador si se presentan complicaciones.

Los síntomas pueden retornar si el tratamiento no ha curado por completo la infección.

Posibles complicacionesCuándo llamar a un médico especialista

Consulte con el médico si:

  • Ha tenido alguna exposición a la fiebre tifoidea.
  • Ha estado en un área endémica y presenta síntomas de fiebre tifoidea.
  • Ha tenido fiebre tifoidea y los síntomas reaparecen.
  • Presenta dolor abdominal fuerte, disminución del gasto urinario u otros síntomas nuevos.
Prevención de la fiebre tifoidea

Se recomiendan las vacunas para viajar por fuera de los Estados Unidos, Canadá, Europa del Norte, Australia y Nueva Zelanda y durante brotes epidémicos.

Ver el articulo completo

2016 © Copyright - Clínica DAM

Información y contacto        91 827 89 94