Consulta de Urología

La dedicación de nuestros urólogos especialistas posibilita la realización de consultas médicas y pruebas en lapsos de tiempo reducidos, obteniendo a menudo resultados en menos de 3 días.
Precio de la consulta 50 €

Un diagnóstico a tiempo puede salvar tu vida

Glomerulonefritis posestreptocócica

Glomerulonefritis posestreptocócica o glomerulonefritis postinfecciosa es un trastorno renal que ocurre después de la infección con ciertas cepas de la bacteria estreptococo.

Síntomas de la glomerulonefritis posestreptocócica

  • Disminución del gasto urinario
  • Edema (hinchazón)
    • hinchazón generalizada
    • hinchazón del abdomen
    • hinchazón de la cara o de los ojos
    • hinchazón de los pies, tobillos, extremidades

Otros síntomas que pueden asociarse con esta enfermedad son:

Causas de la glomerulonefritis posestreptocócica

La glomerulonefritis posestreptocócica es una forma de glomerulonefritis. Es el resultado de una infección, no en los riñones, sino de un área completamente diferente como la piel o la garganta, con un tipo específico de bacteria, el estreptococo hemolítico del grupo A. La infección por las bacterias estreptococos provoca que los pequeños vasos sanguíneos en el riñón llamados glomérulos se inflamen, haciendo que estos órganos tengan menor capacidad para filtrar y controlar el contenido de la orina. Esta afección es poco común hoy en día debido a que las infecciones que pueden llevar al trastorno comúnmente se tratan con antibióticos. El trastorno se puede desarrollar 1 ó 2 semanas después de una infección en la garganta no tratada o de 3 a 4 semanas después de una infección cutánea. Puede ocurrir en personas de cualquier edad, pero con mayor frecuencia en niños entre 6 y 10 años. Aunque las infecciones de piel y de garganta son frecuentes en niños, la glomerulonefritis posestreptocócica es una rara complicación de estas infecciones. Los factores de riesgo abarcan:

Pruebas diagnósticas de la glomerulonefritis posestreptocócica

El tratamiento de la glomerulonefritis posestreptocócica

No existe tratamiento específico para curar la glomerulonefritis posestreptocócica, por lo tanto, éste se centra en aliviar los síntomas. Deben utilizarse antibióticos tales como la penicilina para destruir cualquier bacteria estreptocócica que permanezca en el cuerpo. Se pueden necesitar medicamentos antihipertensivos y diuréticos para controlar la hinchazón y la presión arterial alta. Los corticosteroides y otros medicamentos antinflamatorios generalmente no son efectivos. Asimismo, es posible que sea necesario restringir la sal en la dieta para controlar la hinchazón y la presión arterial alta.

Expectativas (pronóstico)

La glomerulonefritis posestreptocócica por lo regular desaparece por sí sola después de varias semanas o meses y, en una minoría de adultos, puede progresar a una insuficiencia renal crónica.

Complicaciones

Situaciones que requieren un especialista médico

Consulte con el médico si tiene síntomas de glomerulonefritis posestreptocócica. Igualmente, si ha experimentado esta enfermedad antes, llame al médico si presenta una disminución del gasto urinario u otros nuevos síntomas.

Prevención de la glomerulonefritis posestreptocócica

El tratamiento de infecciones estreptocócicas diagnosticadas puede prevenir la glomerulonefritis postestreptocócica.

Ver el articulo completo