#wpv-column-2a8f6b1dfea924e166094579f7711311 p,#wpv-column-2a8f6b1dfea924e166094579f7711311 em,#wpv-column-2a8f6b1dfea924e166094579f7711311 .column-title,#wpv-column-2a8f6b1dfea924e166094579f7711311 .sep-text h2.regular-title-wrapper,#wpv-column-2a8f6b1dfea924e166094579f7711311 .text-divider-double,#wpv-column-2a8f6b1dfea924e166094579f7711311 .sep-text .sep-text-line,#wpv-column-2a8f6b1dfea924e166094579f7711311 .sep,#wpv-column-2a8f6b1dfea924e166094579f7711311 .sep-2,#wpv-column-2a8f6b1dfea924e166094579f7711311 .sep-3,#wpv-column-2a8f6b1dfea924e166094579f7711311 td,#wpv-column-2a8f6b1dfea924e166094579f7711311 th,#wpv-column-2a8f6b1dfea924e166094579f7711311 caption{color:#70707c;}#wpv-column-2a8f6b1dfea924e166094579f7711311:before{background-color:transparent;}
Chequeos Médicos
Los chequeos médicos y pruebas diagnósticas regulares pueden ayudar a detectar problemas antes de que comiencen. También pueden ayudar a encontrar problemas temprano, cuando las posibilidades de tratamiento y curación son mejores.

Un diagnóstico a tiempo puede salvar tu vida

Leucemia linfocítica crónica

Leucemia linfocítica crónica es un cáncer de un tipo de glóbulos blancos llamados linfocitos.

Ver también:

Síntomas de la leucemia linfocítica crónica

Generalmente, los síntomas se desarrollan lentamente con el tiempo. Muchos casos de LLC se detectan por medio de análisis de sangre hechos en personas por otras razones o que no tienen ningún síntoma.

Los síntomas que pueden presentarse abarcan:

Causas de la leucemia linfocítica crónica

La leucemia linfocítica crónica (LLC) causa un incremento lento en los glóbulos blancos llamados linfocitos B o células B. Las células cancerosas se diseminan desde la médula ósea hasta la sangre y también pueden afectar los ganglios linfáticos u otros órganos como el hígado y el bazo. Este tipo de leucemia finalmente provoca insuficiencia de la médula ósea.

Se desconoce la causa de la LLC. No existe ningún vínculo con la radiación, químicos cancerígenos o virus.

Este cáncer afecta principalmente a los adultos, alrededor de los 70 años y, rara vez, se observa en personas menores de 40 años. La enfermedad es más común en los judíos de ascendencia rusa o de Europa del este.

Pruebas y exámenes de la leucemia linfocítica crónica

Los pacientes con leucemia linfocítica crónica por lo regular tienen un conteo de glóbulos blancos más alto de lo normal.

Los exámenes para diagnosticar y evaluar este tipo de leucemia abarcan:

Si el médico descubre que usted padece LLC, se harán exámenes para ver qué se ha diseminado el cáncer. Esto se denomina estadificación.

Hay dos sistemas utilizados para clasificar este tipo de leucemia:

  • El sistema Rai utiliza números de 0 a IV para agrupar la leucemia linfocítica crónica en categorías de bajo, intermedio y alto riesgo. Generalmente, cuanto más alto sea el número de la etapa o estadio, más avanzado estará el cáncer.
  • El sistema Binet utiliza letras A-C para clasificar la LLC de acuerdo con la cantidad de grupos de ganglios linfáticos afectados y si se presenta o no una disminución en los glóbulos rojos o en las plaquetas.
Algunos exámenes más nuevos analizan los cromosomas en las células cancerosas. Los resultados pueden ayudarle al médico a determinar mejor el tratamiento.

El tratamiento de la leucemia linfocítica crónica

Generalmente no se administra ningún tratamiento para la LLC en fase temprana. Sin embargo, los pacientes deben ser vigilados cuidadosamente por su médico.

Si el análisis cromosómico sugiere que usted tiene un tipo de LLC de alto riesgo, el tratamiento puede iniciarse antes.

El tratamiento también se puede empezar si:

  • Las infecciones siguen reapareciendo.
  • La leucemia está creciendo rápidamente.
  • Se presentan conteos sanguíneos bajos: anemia y trombocitopenia (bajo conteo de plaquetas).
  • Se presenta fatiga, inapetencia, pérdida de peso o sudores fríos.
Algunos fármacos quimioterapéuticos se utilizan comúnmente para tratar la LLC:
  • La fludarabina, el clorambucilo, la ciclofosfamida (Citoxan) y el rituximab (Rituxan) se pueden emplear solos o combinados.

Ver el articulo completo

2016 © Copyright - Clínica DAM

Información y contacto        91 827 89 94