Consulta de Traumatología

La Unidad de Traumatología de la Clínica DAM trabaja en la prevención, evaluación, diagnóstico y terapia de los trastornos del sistema músculo-esquelético tanto congenitos, como adquiridos, originados estos últimos por procesos traumáticos, degenerativos, tumorales e infecciosos.
Precio de la consulta 50 €

Tendinitis

Tendinitis, tendinitis bicipital o tendinitis calcificada es la inflamación, irritación e hinchazón de un tendón, la estructura fibrosa que une el músculo con el hueso. En muchos casos, también se presenta tendinosis (degeneración del tendón).

Síntomas de la tendinitis

  • Dolor y sensibilidad a lo largo de un tendón, generalmente cerca a una articulación
  • Dolor en la noche
  • Dolor que empeora con el movimiento o la actividad

Causas de la tendinitis

La tendinitis puede ocurrir como resultado de una lesión, de sobrecarga o de la edad a medida que el tendón pierde elasticidad. También se puede observar en personas con enfermedades en todo el cuerpo (sistémicas), como la artritis reumatoidea o la diabetes.

La tendinitis puede ocurrir en cualquier tendón, pero los lugares comúnmente más afectados son:

Exámenes y pruebas de la tendinitis

El médico llevará a cabo un examen físico o chequeos médicos y buscará signos de dolor y sensibilidad cuando se utiliza con fuerza el músculo al cual está unido el tendón. Hay pruebas específicas para tendones específicos.

El tendón puede estar inflamado y la piel que lo cubre se puede sentir caliente y enrojecida.

El tratamiento de la tendinitis

El objetivo del tratamiento es aliviar el dolor y reducir la inflamación.

El reposo o la inmovilización de los tendones afectados ayuda a la recuperación y se puede lograr empleando una férula o un dispositivo ortopédico removible. La aplicación de calor o frío en el área afectada puede ayudar.

Los antinflamatorios no esteroides (AINES), como el ácido acetilsalicílico (Aspirina) y el ibuprofeno, también pueden reducir tanto el dolor como la inflamación. Asimismo, las inyecciones de esteroides en la vaina del tendón pueden ayudar muchísimo a controlar el dolor y a permitir el inicio de la fisioterapia.

La fisioterapia de estiramiento y fortalecimiento del músculo y el tendón es esencial y puede restaurar la capacidad del tendón para funcionar apropiadamente, mejorar la cicatrización y prevenir lesiones futuras.

En raras ocasiones, se necesita cirugía para retirar físicamente el tejido inflamatorio que se encuentra alrededor del tendón.

Expectativas (pronóstico)

Los síntomas mejoran con el tratamiento y el reposo. Si la lesión es causada por sobrecarga, se puede recomendar un cambio en los hábitos de trabajo para prevenir la reaparición del problema.

Complicaciones

  • La inflamación prolongada aumenta el riesgo de lesión posterior, como la ruptura.
  • Los síntomas de tendinitis reaparecen.

Situaciones que requieren un especialista médico

Solicite una cita con el médico si aparecen síntomas de una tendinitis.

Prevención de la tendinitis

  • Evite movimientos repetitivos y sobrecarga de brazos y piernas.
  • Mantenga los músculos fuertes y flexibles.
  • Haga ejercicios de calentamiento a un ritmo relajado antes de participar en una actividad agotadora.

Temas relacionados sobre Tendinitis

Nombres alternativos

Tendinitis bicipital, Tendinitis calcificada

Referencias

Choi L. Las lesiones por sobreuso. En: DeLee JC, Drez D Jr, Miller MD, eds. DeLee & de Drez Ortopédica de Medicina Deportiva. 3rd ed. Philadelphia, Pa: Saunders Elsevier; 2009:chap 14.

Shea K, Edmonds EW, Chambers H. Traumatismo esquelético en los atletas jóvenes. En: Green NE, Swiontkowski MF, eds. Esquelético Trauma en Niños. 4th ed. Philadelphia, Pa: Saunders Elsevier; 2008:chap 20.

Contenido: 22 de julio de 2010

Versión del inglés revisada por: Linda J. Vorvick, MD, Director Médico, MEDEX Northwest División de Estudios de Asistente Médico, Universidad de Washington, Facultad de Medicina.