#wpv-column-d81ffaf5a1dd8afe3de6d705755b11de p,#wpv-column-d81ffaf5a1dd8afe3de6d705755b11de em,#wpv-column-d81ffaf5a1dd8afe3de6d705755b11de .column-title,#wpv-column-d81ffaf5a1dd8afe3de6d705755b11de .sep-text h2.regular-title-wrapper,#wpv-column-d81ffaf5a1dd8afe3de6d705755b11de .text-divider-double,#wpv-column-d81ffaf5a1dd8afe3de6d705755b11de .sep-text .sep-text-line,#wpv-column-d81ffaf5a1dd8afe3de6d705755b11de .sep,#wpv-column-d81ffaf5a1dd8afe3de6d705755b11de .sep-2,#wpv-column-d81ffaf5a1dd8afe3de6d705755b11de .sep-3,#wpv-column-d81ffaf5a1dd8afe3de6d705755b11de td,#wpv-column-d81ffaf5a1dd8afe3de6d705755b11de th,#wpv-column-d81ffaf5a1dd8afe3de6d705755b11de caption{color:#70707c;}#wpv-column-d81ffaf5a1dd8afe3de6d705755b11de:before{background-color:transparent;}
Perfil Cardiovascular
El perfil cardivascular está específicamente diseñado para analizar los parámetros analíticos que intervienen en la determinación del riesgo cardiovascular de una persona

Un diagnóstico a tiempo puede salvar tu vida

Tromboflebitis superficial

Tromboflebitis superficial es una inflamación venosa debido a un coágulo de sangre en una vena localizada justo debajo de la superficie de la piel.

Síntomas de: Tromboflebitis superficialCausas, incidencia y factores de riesgo

La tromboflebitis superficial puede aparecer después de una lesión en la vena o del uso reciente de una vía intravenosa (IV) o un catéter. También se puede presentar sin ninguna razón aparente en personas en riesgo de sufrir esta afección.

Los riesgos para una tromboflebitis superficial abarcan los siguientes:

  • Irritación química del área
  • Trastornos que implican aumento de la coagulación de la sangre
  • Infección
  • Embarazo
  • Permanecer sentado o inmóvil por mucho tiempo
  • Uso de píldoras anticonceptivas
  • Venas varicosas
La tromboflebitis superficial también puede estar asociada con:
Otros trastornos poco comunes asociados con esta afección abarcan las deficiencias de antitrombina III (AT-III), proteína C y proteína S.

Exámenes y pruebas

El médico hará el diagnóstico de tromboflebitis superficial basado, en primer lugar, en la apariencia del área afectada. Puede ser necesario realizar chequeos frecuentes del pulso, la presión arterial, la temperatura, el estado de la piel y la circulación.

Los siguientes exámenes pueden ayudar a confirmar la afección:

Si hay signos de una infección, se pueden realizar cultivos de piel o hemocultivos.

El tratamiento

Los objetivos del tratamiento son la reducción del dolor y la inflamación, así como la prevención de complicaciones.

Para reducir el dolor o la molestia y la hinchazón, generalmente se recomienda el uso de medias de compresión y la elevación de la extremidad afectada. Una compresa caliente en el área también puede servir.

En caso de que la tromboflebitis sea causada por la colocación de un catéter o una vía intravenosa, se debe retirar.

Los medicamentos para tratar la tromboflebitis superficial pueden incluir los siguientes:

  • Antinflamatorios no esteroides (AINES) para reducir la inflamación
  • Analgésicos
En caso de presentarse también coágulos profundos (trombosis venosa profunda), el médico puede prescribir medicamentos para disolver un coágulo existente. Asimismo, se prescriben antibióticos si usted tiene una infección.

Ocasionalmente, es necesario practicar la extirpación quirúrgica (flebectomía), la fleboextracción o la escleroterapia de la vena afectada para tratar grandes venas varicosas o prevenir episodios posteriores de tromboflebitis en pacientes de alto riesgo.

Expectativas (pronóstico)

La tromboflebitis superficial generalmente es una afección de corta duración que no lleva a que se presenten complicaciones. Por lo general, los síntomas desaparecen en 1 a 2 semanas, pero el endurecimiento de la vena puede permanecer por mucho más tiempo.

Complicaciones

Las complicaciones de la tromboflebitis superficial son poco comunes y los posibles problemas pueden ser:

Situaciones que requieren un especialista médico

Solicite una cita con el médico si los síntomas indican que se puede tratar de tromboflebitis.

Ver el articulo completo

2016 © Copyright - Clínica DAM

Información y contacto        91 827 89 94