#wpv-column-62caca853a09c3725e93b78399b7b7bb p,#wpv-column-62caca853a09c3725e93b78399b7b7bb em,#wpv-column-62caca853a09c3725e93b78399b7b7bb .column-title,#wpv-column-62caca853a09c3725e93b78399b7b7bb .sep-text h2.regular-title-wrapper,#wpv-column-62caca853a09c3725e93b78399b7b7bb .text-divider-double,#wpv-column-62caca853a09c3725e93b78399b7b7bb .sep-text .sep-text-line,#wpv-column-62caca853a09c3725e93b78399b7b7bb .sep,#wpv-column-62caca853a09c3725e93b78399b7b7bb .sep-2,#wpv-column-62caca853a09c3725e93b78399b7b7bb .sep-3,#wpv-column-62caca853a09c3725e93b78399b7b7bb td,#wpv-column-62caca853a09c3725e93b78399b7b7bb th,#wpv-column-62caca853a09c3725e93b78399b7b7bb caption{color:#70707c;}#wpv-column-62caca853a09c3725e93b78399b7b7bb:before{background-color:transparent;}
Chequeo Oftalmológico
Los niños deben someterse a su primer examen de tres y cinco años, y deben continuar recibiendo exámenes de la vista cada año. Los adultos con problemas de visión deben tener el chequeo de ojos cada 5 años. A partir de los 40 años de edad, los adultos deben tener un examen oftalmológico cada 2 años. Después de 65 años de edad, realizarse un examen anual. Precio 125 €

Un diagnóstico a tiempo puede salvar tu vida

Síndrome de ojo seco

Síndrome de ojo seco, queratoconjuntivitis seca, queratitis seca o xeroftalmia se presenta cuando el ojo no puede mantener una capa saludable de lágrimas para cubrirlo.

Ver también:

Síntomas del síndrome de ojo seco

Los síntomas pueden abarcar:

  • Visión borrosa
  • Ardor, picazón o enrojecimiento en el ojo
  • Sensación arenosa o abrasiva en los ojos
  • Sensibilidad a la luz
Causas del síndrome de ojo seco

El síndrome del ojo seco generalmente se presenta en personas que por lo demás son saludables y es más común en personas mayores, dado que se producen menos lágrimas con el paso de los años.

En casos raros, puede estar asociado con artritis reumatoidea, lupus eritematoso y otros trastornos similares. Igualmente, puede ser causado por quemaduras químicas o térmicas (calor).

La deficiencia de vitamina A es una causa común en áreas del mundo en donde es común la desnutrición, pero esto es raro en los Estados Unidos.

Pruebas diagnósticas del síndrome de ojo seco

Los signos abarcan:

Los exámenes pueden abarcar:
  • Examen con lámpara de hendidura (biomicroscopio) de la película lacrimal (se puede colocar un colorante en el ojo, como la fluoresceína, para hacer que dicha película sea más visible).
  • La prueba de Schirmer: mide la tasa de producción de lágrimas, usando una mecha de papel calibrado que se coloca en el extremo del párpado.
El tratamiento del síndrome de ojo seco

Los tratamientos pueden abarcar:

  • Compresas calientes o limpieza de las pestañas
  • Ungüentos lubricantes (en casos más graves)
  • Medicamentos como Restasis, corticoesteroides tópicos, al igual de tetraciclina y doxiciclina orales
  • Pequeños tapones puestos en los conductos de drenaje de las lágrimas para ayudar a que éstas permanezcan en la superficie del ojo
  • Gotas para humedecer, llamadas lágrimas artificiales
La cirugía se puede utilizar si los párpados están en una posición anormal.

Expectativas (pronóstico)

La mayoría de los pacientes con este síndrome del ojo seco presentan sólo molestia, pero no pérdida de la visión. En los casos graves, la ventana transparente en la parte anterior del ojo (córnea) puede resultar dañada o infectada.

Complicaciones

Las úlceras o infecciones de la córnea son complicaciones serias.

Situaciones que requieren un especialista médico

Acuda al médico inmediatamente si tiene ojos secos y presenta:

  • Un incremento súbito en la molestia o el enrojecimiento
  • Una disminución repentina en la visión
Prevención del síndrome de ojo seco

No hay forma de prevenir el síndrome del ojo seco. Las complicaciones se pueden prevenir con el uso de gotas y ungüentos para lubricar y humedecer los ojos.

Manténgase alejado de los ambientes secos y de las cosas que irriten los ojos para ayudar a prevenir los síntomas.

Temas relacionados sobre Síndrome de ojo secoNombres alternativos

Queratoconjuntivitis seca, Queratitis seca, Xeroftalmia

Referencias

Tu EY, Rheinstrom S.

Ver el articulo completo

2016 © Copyright - Clínica DAM

Información y contacto        91 827 89 94